Dentoclinic | La RNO
441
page-template,page-template-full_width,page-template-full_width-php,page,page-id-441,cookies-not-set,ajax_fade,page_not_loaded,,qode_grid_1300,footer_responsive_adv,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-16.6,qode-theme-bridge,wpb-js-composer js-comp-ver-5.4.7,vc_responsive

La RNO

La Rehabilitación neuro-oclusal es una medicina preventiva de los problemas odontológicos. Su objetivo es el de conducir a la boca, desde la erupción de los primeros dientes, a una situación de equilibrio, mediante la estimulación de las propias fuerzas naturales.

Al preguntarnos por qué aparecen los dientes mal colocados o en maloclusión, contestamos que ello es debido a la falta de espacio. La falta de espacio se ocasiona por la falta de función. La falta de función es consecuencia de una falta de excitación o estímulo neural, con lo cual ya hemos llegado a nuestra RNO.
PEDRO PLANAS

Los tratamientos de RNO, cuando son necesarios, se aplican intensamente desde el nacimiento hasta la adolescencia y se controlan hasta la senectud. Utilizan métodos sencillos y no agresivos como los tallados selectivos, las pistas de rodaje o prótesis de elaboración propia.

Sus aparatos, como todo el arsenal terapéutico de la RNO, tienen un hecho en común: dejan libre la mandíbula, permitiendo los movimientos de lateralidad. Esta libertad de movimientos permite que sean favorable y rápidamente aceptados por los pacientes

La experiencia clínica en RNO ha demostrado que, cuando a una boca se le mantiene en equilibrio o se la recupera en un momento determinado con técnicas adecuadas, se mantendrá con una fisiología correcta.

La causa fundamental de las lesiones es el trauma oclusal, que tanto se puede producir por hiper como por hipofunción. El trauma existe por no estar los dientes en su posición debida para poder realizar su función de molienda en el acto masticatorio, o sea, que la boca no está equilibrada. Estas lesiones conducen al desdentado total, y son las que pretendemos prevenir o tratar.
PEDRO PLANAS
Lo esencial en la RNO no está en el aparato propiamente, sino en la aplicación correcta de los principios terapéuticos. Si he inventado estas placas con pistas, es porque no encontré ningún aparato que aplicara satisfactoriamente mis principios terapéuticos de la Rehabilitación Neuro-Oclusal. Estos principios no son más que el resumen de las leyes Planas del Desarrollo y la Ley de la mínima dimensión vertical. Es, por tanto, necesario comprender el ‘porque’ para conocer el ‘como’. Por esto, algunos que han comprendido mal mis principios, han copiado mal la técnica y fracasado en sus tratamientos.
PEDRO PLANAS

Dr. Pedro Planas Casanovas

El Dr. Pedro Planas Casanovas nace en Barcelona el 28 de septiembre de 1912. Vive en la Ronda Universidad, en el centro mismo de Barcelona, y su padre que es dentista tiene la consulta en el mismo piso. Tiene un hermano mayor que se llama Martín, como su padre, y una hermana menor, Carmen.

 

Su infancia transcurre en Les Escoles Píes donde termina el bachillerato a los 16 años, momento en el que decide seguir el camino profesional de su padre.

 

En el año 1928 inicia sus estudios en la Facultad de Medicina de Barcelona, ya que en ese momento se hacían 3 años comunes con Medicina y dos años de especialidad en la única Escuela de Odontología que estaba en Madrid.

 

Gracias a la amistad de su padre con el Prof. Carol, durante estos primeros años asiste de forma continuada al Servicio de Estomatología del Hospital de San Pablo, lo cual le supone un importante aprendizaje.

 

Los años 1932 y 1933 los pasa en Madrid en la Escuela de Odontología obteniendo la Licenciatura de Odontología en 1933. Durante estos años, al mismo tiempo, sigue estudiando algunas asignaturas de la carrera de Medicina, con objeto de completar esta formación.

 

De vuelta a Barcelona trabaja en la consulta de su padre, tanto en la clínica como en el laboratorio y continua los estudios de Medicina, que termina en el año 1936, pero por motivo del estallido de la Guerra Civil no puede conseguir la titulación oficial. Obtendrá el título de Licenciado en Medicina en el año 1949.

 

La situación de confusión que se vive en Barcelona en este año 1936, hacen que huya hacia Francia tras casarse con Josefa (Pepa) Ferrer. En enero de 1937, un barco les lleva desde Burdeos a Lisboa, donde son recibidos y ayudados por una hermana de su padre que vive en Oporto.

 

Los años vividos en Portugal marcaron la trayectoria personal y profesional del Dr. Planas. Al llegar allí no tenía más remedio que vivir de la caridad de sus familiares, ya que en su calidad de refugiado y extranjero la titulación española no era válida en Portugal. Rápidamente se dio cuenta que el nivel de conocimientos odontológicos de los profesionales portugueses era menor que el suyo; en Portugal no existía una carrera específica de Odontología, y los tratamientos eran realizados por los otorrinos. Empezó a trabajar como protésico en la consulta de un amigo de la familia hasta que la suerte le hizo tropezarse con el Dr. Magalhaes, con quien inició una relación de amistad.

 

El Prof. Magalhaes era el catedrático de Otorrinolaringología, y el dentista de mayor reputación de Oporto. Como consecuencia de un accidente de automóvil, llega a la consulta del Prof. Magalhaes un joven de una de las familias más importantes de la ciudad, con un traumatismo facial muy importante. Conociendo la preparación del Dr. Planas y su experiencia en el Hospital de San Pablo, le propone que asuma el tratamiento de este paciente. Tras diagnosticar las varias fracturas de maxilar superior e inferior que presentaba el paciente, realiza todos los pasos necesarios para el tratamiento del paciente, tratamiento que finaliza con éxito.

 

Esto eleva enormemente el prestigio profesional del Dr. Planas y le abre las puertas para reiniciar su carrera en Portugal.

A partir del año 1938 vuelve a España y se instala en Madrid , en concreto en el Palacio del Dr. Florestán Aguilar. Reinicia así su carrera profesional en Madrid, creando más tarde una nueva consulta en la calle Claudio Coello, junto con los Dres L. Subirana y J. Hervías.

 

No olvida su ciudad natal y, unos años más tarde, crea también una consulta en Barcelona, en la calle Aribau. Más tarde, en Barcelona se asocia con los Dres. Carreras y Pericot, para organizar la consulta de la calle Juan Sebastián Bach. Mantenía el trabajo de esta consulta, pasando una semana cada mes en Barcelona.

 

Su inquietud por aprender, después de los años de aislamiento provocados por las guerras, Guerra Civil Española primero y II Guerra Mundial después, le hace ir al primer congreso de Ortodoncia que se hace en Paris en el año 1948; y en al año 1949 hace una presentación en esta sociedad odontológica (Societé Française d’Orthopédie Dento-Faciale) que le vale ser nombrado miembro titular (saltando el protocolo normalmente necesario para ello). Viendo el interés que suponen estas reuniones para el progreso científico entre los colegas, inicia las gestiones para crear una sociedad similar en España; cosa que era difícil en ese momento ya que estaba prohibido todo tipo de asociaciones. Su amistad con el ministro de Gobernación del momento le permiten fundar en 1954 la Sociedad Española de Ortodoncia.

 

En el año 1954 es, además, nombrado Jefe Clínico del Servicio de Estomatología de la Beneficiencia Provincial de Madrid.

 

En 1964 funda una nueva sociedad odontológica, el Club de Rehabilitación Neuro-Oclusal (CIRNO), con objeto de enseñar a sus colegas, investigar y desarrollar su personal forma de entender la odontología que engloba bajo el nombre de Rehabilitación Neuro-Oclusal.

 

Su ilusión por enseñar su particular forma de entender la odontología le lleva a colaborar en la Escuela de Estomatología de la Facultad de Medicina de Madrid; en los años 1966 a 1968 como profesor ayudante de Prótesis Estomatológica, y del 1968 a 1971 como profesor adjunto interino de la misma cátedra.

 

A partir del año 1971 se crea en Barcelona la Escuela de Estomatología, en la Facultad de Medicina, en la organización de la cual tiene una activa participación. Se encarga de la asignatura de Prótesis Estomatológica, primero como profesor adjunto contratado y luego como profesor adjunto interino. Hasta que en 1981, por problemas con la dirección del centro, dimite de sus cargos en la Facultad.

 

La vuelta a Barcelona le obliga a cerrar su consulta de Madrid y dedicarse a una nueva consulta en Barcelona, en la calle Freixa (Dentoclinic), en la que se asocia con J. Salsench y E. Peraire. Y, en el año 1986, su inquietud por enseñar aquello que su larga experiencia profesional le ha aportado, le lleva a inaugurar una nueva consulta en la cual crea una zona especialmente diseñada para poder enseñar. Esta es su última consulta (Dentoclinic), en la que se asocia con C. Canalda y se encuentra en la misma calle Freixa.

 

En 1987 publica su libro “Rehabilitación Neuro-Oclusal (R.N.O.)”, editado por Salvat. En él expresa toda su experiencia profesional y desarrolla su forma de entender el tratamiento de la boca de los pacientes, explicando observaciones y técnicas originales desarrollados por él mismo.

 

Durante todos estos años ha ido manteniendo siempre una enorme actividad divulgando sus conocimientos en diferentes formas, participando en Congresos, dando Cursos entre Europa y América…siempre enseñando Rehabilitación Neuro-Oclusal.

 

En Noviembre de 1992, en el transcurso de un curso que dictaba en Pavía, su esposa entra en coma por un golpe en la cabeza. Este hecho marcó sus últimos años, a pesar de lo cual siguió trabajando en su consulta y su actividad de congresos y cursos, siempre estimulado por la posibilidad de enseñar y divulgar su R.N.O.

 

Falleció el 31 de julio de 1994.

Si tienes cualquier duda, nuestro equipo experto te ayudará.